Huecos

Escribe Belen Gopegui en La escala de los mapas que ni el espacio ni el tiempo son continuos, hay huecos entre ellos, espacios sinápticos unidos por una suerte de corriente de energía o imaginación que hace el efecto ilusorio de continuidad.

La escritora madrileña explica en su novela cómo el vacío puede tener sentido: pocos huecos tan prácticos como el de una ventana. O añade una cita del libro del Tao referente a una vasija de barro, cuyo sentido es su espacio interior, otra suerte de vacío.

Quien haya decidido la soledad como forma de vida la notará densa y acogedora cuando llega a casa, pero quien se ve obligado a vivirla se sentirá tal vez con la necesidad de llenar un hueco, como la protagonista de esta pintura de Kerestentzis Kostas.

Imagen de la cartaLa carta de Kerestentzis Kostas / La imagen ha sido digitalizada por el Museo Frissiras

Una mujer tumbada…

Ver la entrada original 127 palabras más

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s